miércoles, 10 de junio de 2009

República Dominicana (Fa)

Donde todo comenzó. Para las tribus Taínas que existían antes de la llegada de los españoles así comenzó su fin. En esa isla hermosa también todo comenzó para mí.

Yo no llegué a un aeropuerto común y corriente. No. Yo aterricé en el abrazo tibio de una mujer enorme, clara y hermosa sin faltarle nada: mi novia bella. Ocho meses luego de despedirla de La Ciudad de México vi su sonrisa de nuevo sin husos horarios. Respiré ese aire cálido del sur del Mar Caribe mientras viajamos a Altos de Chavón al oriente de la isla.

Afuera de nuestro departamento un árbol de jobo perfumaba toda la noche caribeña mientras transitábamos nuestras desnudeces. De día un pájaro carpintero se encargaba de marcar los tiempos para que el sol saliera a calentar esa tierra cálida. Invitación a despertar…

No hay comentarios: